¿Cómo elegir un tipo de web para tu empresa? Pequeños consejos para llevar tu negocio a internet, ¡digitalízate y vende!

Las nociones que vamos a mostrarte a continuación están dirigidas a pequeñas y medianas empresas o emprendedores sin experiencia previa en Internet que quieran dar el salto para empezar con buen pie. Si es tu caso, estás en el sitio adecuado.

Vamos a repasar los puntos clave que debes analizar a la hora de poner en marcha el proyecto web para tu negocio o actividad ya sea para vender por internet tus productos o servicios o presentar y difundir tu marca.

Tus necesidades

1. Quiero vender online mis productos.

Necesitarás una plataforma ecommerce (CMS) en la que puedas mostrar tu catálogo de productos, un certificado de seguridad SSL, gestión de pedidos, cumplir con la legislación RGPD y una pasarela de pagos. Puedes encontrar una oferta muy amplia de plataformas como Shopify, PrestaShop, Magento, WordPress o las tiendas online de Soluciones ecommerce de Correos, en las que podrás integrar todo lo necesario y además contar con la enorme capilaridad de la red de Correos a nivel nacional e internacional, con los gastos de envío más competitivos que puedas encontrar.

Una alternativa y también complemento a tu propia tienda online es vender tus productos en un marketplace. En Soluciones ecommerce de Correos tienes a tu disposición la solución Vender en Marketplaces y Correos Market.

2. Quiero vender online mis servicios.

Si tus servicios no requieren de un amplio catálogo lo ideal es montar un híbrido entre tienda online y web corporativa donde con pocas páginas puedas lucir tu esencia y publicar tus servicios. En este caso puedes utilizar cualquiera de las plataformas ecommerce mencionadas y darle un estilo corporativo propio donde quede patente quién eres, cuáles son tus objetivos, cuál es tu alcance en el mercado, qué te diferencia de la competencia y cuáles son tus servicios, con la posibilidad de contratarlos directamente online o con claras líneas de contacto para que el cliente pueda ampliar información, resolver dudas, y finalmente contratar.  Podrás mostrarlos todos en la misma página de inicio de manera atractiva y ampliar detalles en páginas dedicadas a cada uno de ellos.

3. Quiero publicar y difundir mi actividad o un producto estrella.

Para este caso nos plantearíamos publicar una landing page o página de aterrizaje sin más, simple pero elegante y con la información principal de lo que estamos ofreciendo. Es una página para presentarle al mundo tus novedades y convencer. Desde esta página puedes redirigir a tu blog, a tus redes sociales, a tu tienda online o a tu web corporativa y viceversa, para que los visitantes conozcan más de tu negocio o actividad.

4. Quiero gestión de usuarios.

Para cualquier necesidad de venta online será más que recomendable disponer de un sistema de gestión de usuarios y clientes, se hayan registrado o no, con diferentes permisos y profundidades en sus relaciones con el sitio y entre otros usuarios o clientes. La mayoría de las plataformas incluyen niveles de usuario y área de cliente permitiéndote establecer la amplitud de sus acciones y la calidad de las comunicaciones para ofrecerles el servicio adecuado.

Si hablamos de una web corporativa, tenga algún servicio de venta o contratación o no, tal vez quieras poner a disposición de tus usuarios o clientes una intranet o espacio de consulta de contenidos o documentos de acceso restringido, personalizado o vip. En tal caso también necesitarás de un sistema de gestión de usuarios.

Deberás explorar cualquiera de estas opciones para asegurarte de que tu plataforma elegida realmente es la que necesitas.

Tu presupuesto

Ya sabemos cuáles son nuestras necesidades y qué alternativas tenemos, la siguiente pregunta será siempre ¿cuánto me va a costar? Cualquier sitio web va a tener unos gastos fijos que dependerán de la cantidad de contenidos que quieras alojar y publicar, del flujo de visitas, del número de usuarios si los hubiera, del tipo de dominio y de tu certificado de seguridad SSL. Estos aspectos se traducen en el tamaño del hosting (servicio de alojamiento web), la cuota de transferencia de datos, número de dominios o de cuentas de correo electrónico, etc., que condicionarán el tipo de alojamiento web o hosting que acabarás eligiendo y la plataforma sobre la que montar tu web o tienda online. Normalmente podrías comenzar con un host de unos 2 GB y varias cuentas de correo electrónico con tu dominio. En cualquier caso, siempre podrás ir ampliando los servicios según los vayas necesitando.

Por gastos variables puedes encontrarte tantos como puedas invertir, por ejemplo, los que podrías destinar a campañas de marketing en buscadores u otros soportes, promociones, redes sociales, app móvil propia o integración con apps o servicios de terceros.

¿Cómo empezar con tu nueva web?

Hoy en día no son necesarios muchos conocimientos técnicos para montar tu propia web y puedes utilizar cualquier proveedor de hosting que te facilite la instalación de tiendas online, CMS, blogs, aplicaciones, etc.

Pero no siempre tenemos tiempo para nuevas aventuras o los conocimientos básicos, por lo que desde Soluciones ecommerce de Correos podemos ayudarte, asesorarte y ofrecerte nuestro Servicio de diseño personalizado para que diseñadores profesionales hagan prácticamente todo por ti, sea tienda online, web o aplicación.

No esperes más, digitalízate ¡y comienza a vender por Internet!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *